Santiago Fisas visita el Institut Agrícola dentro de la campaña al Parlamento Europeo

Régimen de la Propiedad Privada

  • Mayor defensa activa del derecho a la Propiedad Privada, ante la progresiva socialización y banalización de la propiedad privada o de sus usos en beneficio del "común o público".
  • La imposición del "interés general" debe hacerse con las oportunas compensaciones e indemnizaciones ya establecidas en la ley y no buscando subterfugios extraños para evitarlas.


En materia de Energía

  • Favorecer el uso de la Biomasa Forestal para generación de energía eléctrica.
  • Evitar que las subvenciones encubiertas al sector forestal (francés, por catástrofes). supongan una competencia desleal para las empresas del sector forestal en Cataluña.
  • Para el caso de los derechos de emisión de CO2 hay que tener en cuenta la posibilidad de que las empresas europeas compensen las emisiones con inversiones en la UE y no fuera de ella.
  • Libre instalación de parques eólicos en cualquier punto de Europa, reducción de la burocracia.


Control Fronterizo de la UE al respecto de importación de mercancías

  • Recientemente la UE se ha dotado de legislaciones contundentes en materia sanitaria ligada a la alimentación, particularmente en sanidad animal y vegetal (agroquímicos, enfermedades, bienestar, etc).
  • Incorporación de medidas fiscales a fin de evitar el "dumping ambiental" de los países competidores, más competitivos por la ausencia de determinadas normas ambientales.
  • Es necesario homogeneizar los criterios y requisitos en materia de seguridad alimentaria en el conjunto de la UE (incluida el agua) y exigirles por igual a las importaciones de productos de fuera de la UE.
  • Hay una mejora sustancial de los controles fronterizos en materia de mercancías en la UE tanto a organismos vivos (introducción de enfermedades que afectan nuestra competitividad), como la introducción de productos elaborados bajo normas ambientales más laxas (con productos prohibidos que dejan residuos) que supuso una competencia desleal y de rebote aumenta las necesidades de la UE de subsidiar los sectores agrarios y ganaderos.

 

Racionalización de las regulaciones ambientales

  • Hay que equiparar las condiciones de competitividad y arreglar los desequilibrios causados por las protecciones ambientales sobre las comunidades rurales, que sufren la competencia desleal de aquellos que se benefician de unas menores restricciones ambientales.
  • Hay que racionalizar las figuras ambientales como la Red Natura 2000. Antes de implantarse es necesario tener en cuenta el territorio y las comunidades donde se ubican.
  • La legislación ambiental se diversa y variada (Nitratos, Evaluación de Impacto Ambiental, REACH ...). Hay que simplificar la normativa y preveure'nl'efecte combinado sobre las empresas, en particular sobre su competitividad y viabilidad económica.


Racionalización de la legislación sobre bienestar animal

  • Hay que reconsiderar la necesidad o no de una normativa de bienestar que hace perder competitividad y productividad a los sectores ganaderos. Hay que escuchar las previsiones de la OMC y de si esta legislación se puede imponer o no a los países que importan productos cárnicos en Europa.


Organización de la Actividad Agraria

  • Hay que potenciar las empresas de servicios a la agricultura (maquinas, intermediación ...) con una fiscalidad reducida que permita a las empresas agrícolas potenciar las economías de escala ya la vez externalizar tareas, reducir costes y crear empleo en sectores afines.
  • El asesoramiento agrario debe estar ligado a las necesidades reales y criterio empresarial de las empresas agrarias y sus necesidades de asesoramiento.


Denominaciones de Origen, otras figuras y marcas

  • Hay una protección efectiva de las DO, DOP, IGP etc, y marcas ante la OMC y una apuesta decidida de la UE para potenciarlas, evitando que el sector agrario se convierta en la permanente moneda de cambio en las negociaciones internacionales.


Burocracia

  • Reducción y simplificación de la burocracia y administración europea en relación a las actividades agrarias y agroalimentarias.
  • Fiscalidad de los productos agrarios.
  • Hay que equiparar la fiscalidad del IVA de los productos agrarios (reducirla) a fin de hacerla más competitiva dentro y fuera de Europa.


Los Planes de Desarrollo Rural

  • Los PDR deben diferenciar claramente el sector agrario y agroalimentario de los sectores y necesidades ambientales, desvinculando los fondos agrarios de los condicionantes medioambientales.
  • La justificación de las ayudas agrarias hay que buscarla en la competitividad de las empresas agrarias en relación a las condiciones socio-laborales de nuestros competidores mundiales (en situación de competencia desleal) y la desaparición de los aranceles fruto de los acuerdos de la OMC, no deben quedar condicionados por temas ambientales que deben tener su dinámica propia.

La atenta visita, en plena campaña electoral europea, del ya a estas alturas nuevo y flamante eurodiputado Santiago Fisas, auguraba, en sus claros planteamientos, el posible éxito de su atrevida apuesta para conseguir ser representante europeo. Santiago Fisas nos anunció entonces que, de alcanzar la carta, ejercería de eurodiputado preocupándose primordialmente de los asuntos que afectan a Cataluña y, con bastante interés, por los referentes al ámbito agrario y rural, por los que se siente personalmente, familiarmente y políticamente, implicado. Nos alegramos que así pueda ser y, por nuestra parte, no le faltará colaboración.

El Institut Agrícola presentó al señor Fisas un dossier con varias propuestas en cuanto a nuestro sector, que acogió amablemente, ofreciéndose como habitual y leal interlocutor. Los temas principales entre otros, que se le presentaron, se pueden encontrar especificados y desarrollados en esta nuestra revista, son: Propiedad Privada, Energía, Control de importaciones de mercancías alimentarias, Medio Ambiente, Administración y Fiscalidad, Planes de Desarrollo Rural .

La conformación actual del Parlamento Europeo, con una mayoría Popular bastante más amplia que la anterior, prefigura oportunidades de poder conformar una Política Agraria Europea más profesional y económica, más competitiva con el mercado global, que la que hemos tenido hasta ahora. Los complejos desafíos alimentarios que obligadamente deben asumir estos próximos años, pondrán a prueba el conjunto de la cámara de representantes. También en el sector agroalimentario en su conjunto, al que necesita construir un modelo de producción que garantice su pervivencia en el libre mercado global así como la garantía de abastecimiento, seguridad y calidad, de alimentos a la población.

 

Propuestas del Institut Agrícola en el Parlamento Europeo

Editoriales anteriores